Hormigonera despachando

Los indicadores no son favorables ni optimistas de cara a la fabricación de hormigón, prefabricados o morteros,  ni para las empresas auxiliares y proveedores de materias primas. Por esto es el momento de contar con las SOLUCIONES de PROIN.

Aunque siempre hemos indicado que en un negocio no se trata solamente de fabricar sino más bien de gestionar cuando la producción es buena se tapa el resto de los problemas. Pero si llega un momento de poca demanda todo el equilibrio salta por los aires. Nos encontramos en una situación de incertidumbre provocado básicamente por la inestabilidad que la crisis sanitaria del coronavirus ha provocado. Por eso debemos gestionar de un modo efectivo, práctico y funcional. Proin, Procedimientos Integrados, aporta soluciones reales para la gestión de su empresa de fabricación.

A continuación reproducimos la información que Anefhop indica desde su propia página web:

La producción de hormigón preparado en España alcanzó en diciembre de 2020 los 22,6 millones de metros cúbicos, frente a los 24,8 millones en 2019, lo que representa una disminución del 8%. Según Carlos Peraita, director general de la Asociación Nacional de Fabricantes de Hormigón Preparado (Anefhop), “esta situación evidencia el profundo impacto que la pandemia ha tenido en el sector frente a la lenta recuperación de los últimos 5 años tras la crisis de 2008”.

SOLUCIONES DE GESTIÓN PROIN

 Las herramientas informáticas, soluciones y programas que Proin ofrece a sus clientes tienen como objetivo la optimización de los procesos para una gestión más eficaz de todos los procesos de fabricación y de gestión.

La principal ventaja de todos los productos y aplicaciones de Proin es que se desarrollan teniendo en cuanta la propia naturaleza del sector en el que se van a implementar. Al ser profesionales de estos sectores conocemos al detalle las necesidades reales. Esta es la diferencia básica con las empresas que compiten con Proin.

Desde esta web puede descubrir las diferentes soluciones que presentamos a cada uno de nuestros clientes en función del sector en el que desempeña su actividad profesional. Pero siempre con una idea clara, no se trata tanto de "fabricar" sino más bien de que esa fabricación sea rentable.